lunes, 25 de noviembre de 2019

Cardiopatía hereditaria

Una señora va a la médica a que le dé los resultados de unas pruebas. La doctora le explica el diagnóstico:
–Verá, señora Pérez, usted tiene un problema de corazón que es hereditario por vía materna, así que tendrán que venir al hospital también sus familiares, ya que el problema lo tienen todos los Pérez.
Pasan varias semanas, y los Pérez no aparecen, ni dan señales de vida. La doctora, preocupada, llama a su paciente por teléfono:
–¿Diga?
–Buenos días, soy la doctora García, le llamaba por las pruebas de sus familiares, los Pérez, por su cardiopatía hereditaria.
–Sí, doctora, es que el problema es que somos una familia grande, muchos hermanos y primos, vivimos muy lejos del hospital y es muy difícil que podamos ir todos, así que… hemos decidido que lo mejor es cambiarnos de apellido.


No hay comentarios:

Publicar un comentario