domingo, 10 de noviembre de 2019

JAIMITO

Un día Jaimito espió por la rendija de la puerta del cuarto de su hermana y la vio desnuda tocándose y sofocada diciendo ¡Un hombre...!, ¡Un hombre...!.
Al día siguiente vuelve a espiar a su hermana y ve que está haciendo el amor con su novio...
Entonces corre a su cuarto, se desnuda y empieza a tocarse diciendo ¡Quiero una bicicleta...!, ¡Quiero una bicicleta!


No hay comentarios:

Publicar un comentario