lunes, 2 de diciembre de 2019

La colegiala y su confesión al cura

Una colegiala se va a confesar: -Padre, he cometido pecados solitarios... -¿Cuántos hija? -Se pueden contar con los dedos de la mano, ¡aunque ésta no se la voy a enseñar: se cuenta el pecado... pero no se enseña a la pecadora! 


No hay comentarios:

Publicar un comentario